Obesidad

3 beneficios de la lechuga de hoja roja que debes conocer

Este vegetal italiano cada vez es más común ya que cuenta con fitonutrientes que benefician nuestra salud de múltiples maneras, ¿Quieres conocerlos? En Soy Vida te contamos de 3

Por Flor Valenzuela

-

Mejora el tránsito intestinal

1
Mejora el tránsito intestinal

Este beneficio es de lo más benéficos si quieres perder peso ya debe saber que la lechuga en general contiene mucha fibra.

La fibra es fundamental para mejorar el tránsito intestinal y para prevenir el estreñimiento. Pero ten cuidado, nada en exceso es bueno, ni siquiera la lechuga.

La fibra soluble que contiene la lechuga sirve de sustrato energético para las bacterias que habitan en el tracto intestinal. De este modo se mejora la salud de la microbiota, que se vuelve más funcional.

A partir de aquí se reduce la incidencia de muchas patologías inflamatorias del tubo digestivo, gracias a la síntesis a nivel interno de ácidos grasos de cadena corta.

Mayor contenido en antioxidantes

2
Mayor contenido en antioxidantes

Los antioxidantes son muy importantes para nuestro día a día ya que, son los encargados en mantenernos como nuevos. El color rojo de la lechuga, presentan en su interior una serie de pigmentos con elevada capacidad antioxidante: las antocianinas.

Esta clase de fitonutrientes resulta esencial para prevenir la formación de radicales libres, lo que reduce la incidencia de muchas patologías crónicas.

Además, contribuyen a prevenir el desarrollo de las enfermedades neurodegenerativas, como el alzhéimer. ¿Qué esperas para incluirla en tu dieta?

Garantiza un buen estado de hidratación

3
Garantiza un buen estado de hidratación

Y como si los otros dos beneficios fueran poco, si eres de esas personas que olvidan tomar agua muy seguido pues déjeme decirle que la hoja de lechuga roja lo mantiene hidratado.

Este vegetal, contiene una gran concentración de agua en su interior. Su consumo, por lo tanto, contribuye a alcanzar el equilibrio hídrico, ayudando a evitar que se desarrollen procesos de deshidratación.

Ahora bien, gracias a la fibra y al agua que contiene, la lechuga roja es capaz de generar saciedad y de esta manera evita que comas entre comidas. 

Según las evidencias, el consumo de un vaso de agua de forma previa a las comidas ayuda a suprimir el apetito. La lechuga puede realizar un efecto parecido, por lo que incluirla como primer plato puede ser un acierto si se pretende bajar de peso.

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber sobre salud y ciencia

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Obesidad