Enfermedades

Día Mundial de la Parálisis cerebral: Síntomas, por qué se produce y tratamiento

Este 6 de octubre se celebra el Día Mundial de la Parálisis Cerebral, un trastorno que aunque no tenga cura, existen tratamientos que pueden llevar al paciente a tener una mejor calidad de vida

Por Miriam Arvizu

- 06 de Octubre de 2021 - 10:36 hs
Día Mundial de la Parálisis cerebral: Síntomas, causas y tratamiento

Día Mundial de la Parálisis cerebral: Síntomas, causas y tratamiento (Pexels)

La parálisis cerebral es un grupo de trastornos que pueden comprometer al cerebro, lo cual afecta las funciones del sistema nervioso como el movimiento, el aprendizaje, audición, visión y pensamiento. Existen diferentes tipos de parálisis cerebral como la espástica, discinética, atáxica, hipotónica y mixta. A continuación le compartimos a detalle acerca de este trastorno, desde sus causas, síntomas y tratamiento.

De acuerdo con Medline Plus, la parálisis cerebral es causada por lesiones o anomalías del cerebro. La mayoría de estos problemas ocurren desde el útero de la madre, sin embargo estas se pueden presentar en cualquier momento durante los 2 primeros años de vida del menor.

En algunas personas con parálisis cerebral, partes del cerebro se lesionan debido a un nivel bajo de oxígeno (hipoxia) en dichas zonas. No se sabe por qué ocurre esto.

Los bebés prematuros tienen un riesgo ligeramente más alto de padecer parálisis cerebral.

La parálisis cerebral puede ocurrir también durante la infancia temprana como resultado de diversas afecciones que incluyen:

Sangrado en el cerebro

Infecciones cerebrales (encefalitis, meningitis, infecciones por herpes simple)

Traumatismo craneal

Infecciones en la madre durante el embarazo (rubéola)

Ictericia no tratada

Lesiones al cerebro durante el proceso de parto

En algunos casos, la causa de la parálisis cerebral nunca se determina.

Síntomas de la parálisis cerebral

Los síntomas de la parálisis cerebral pueden ser muy diferentes entre personas con este grupo de trastornos. Los síntomas pueden:

Ser muy leves o muy graves

Comprometer solo un lado del cuerpo o ambos lados

Ser más pronunciados en los brazos o las piernas o comprometer tanto los brazos como las piernas

Los síntomas por lo regular se observan antes de que un niño cumpla 2 años de edad. En ocasiones empiezan incluso a los 3 meses. Los padres pueden notar que su hijo está tardando de más para alcanzar etapas de desarrollo como sentarse, girar, gatear o caminar.

Hay varios tipos diferentes de parálisis cerebral. Algunas personas tienen una combinación de síntomas.

La parálisis cerebral espástica es el tipo más común. Sus síntomas incluyen:

Músculos que están muy tensos y no se estiran. Se pueden tensionar aún más con el tiempo.

Marcha (caminar) anormal - brazos metidos hacia los costados, rodillas cruzadas o tocándose, piernas que hacen movimientos de "tijeras" y caminar sobre los dedos.

Articulaciones rígidas y que no se abren por completo (llamado contractura articular).

Debilidad muscular o pérdida del movimiento en un grupo de músculos (parálisis).

Los síntomas pueden afectar un brazo o pierna, un lado del cuerpo, ambas piernas o ambos brazos y piernas.

Los siguientes síntomas pueden ocurrir en otros tipos de parálisis cerebral:

Movimientos anormales (torsiones, tirones o contorsiones) de las manos, los pies, los brazos o las piernas estando despierto, lo cual empeora durante períodos de estrés

Temblores

Marcha inestable

Pérdida de la coordinación

Músculos flojos, especialmente en reposo, y articulaciones que se mueven demasiado

Otros síntomas cerebrales y del sistema nervioso pueden incluir:

Las dificultades de aprendizaje son comunes, pero la inteligencia puede ser normal

Problemas del habla (disartria)

Problemas de audición o visión

Convulsiones

Dolor, sobre todo en adultos, el cual puede ser difícil de manejar

Síntomas digestivos y de la alimentación:

Dificultad para succionar o alimentarse en los bebés, o masticar y tragar en niños mayores y adultos

Vómitos o estreñimiento

Otros síntomas:

Aumento del babeo

Crecimiento más lento de lo normal

Respiración irregular

Incontinencia urinaria

Tratamiento

En la actualidad, no existe ninguna cura para la parálisis cerebral, sin embargo existen tratamientos que le pueden brindar una mejor calidad de vida.

El tratamiento requiere un abordaje en equipo, que incluye:

Un médico de atención primaria

Un odontólogo (se recomienda realizar chequeos dentales más o menos cada 6 meses)

Un trabajador social

Enfermeras

Terapeutas ocupacionales, fisioterapeutas y terapeutas del habla

Otros especialistas, que incluyen un neurólogo, un médico especialista en rehabilitación, un neumólogo y un gastroenterólogo

El tratamiento se basa en los síntomas de la persona y en la necesidad de prevenir complicaciones.

Los cuidados personales y en el hogar incluyen:

Recibir alimento y nutrición suficientes

Mantener la casa segura

Llevar a cabo los ejercicios recomendados por los proveedores

Practicar el cuidado apropiado del intestino (ablandadores de heces, líquidos, fibra, laxantes, defecaciones regulares)

Proteger las articulaciones de lesiones

Se recomienda llevar al niño a escuelas regulares a menos que las discapacidades físicas o el desarrollo mental lo imposibiliten. La educación o adiestramiento especial puede ayudar.

Lo siguiente puede ayudar con la comunicación y el aprendizaje:

Gafas

Audífonos

Dispositivos ortopédicos para músculos y huesos

Ayudas para caminar

Sillas de ruedas

También pueden necesitarse fisioterapia, terapia ocupacional, ayuda ortopédica u otros tratamientos para ayudar con las actividades y el cuidado diarios.

Los medicamentos pueden incluir:

Anticonvulsivos para prevenir o reducir la frecuencia de convulsiones

Toxina botulínica para ayudar con la espasticidad y el babeo

Relajantes musculares para reducir temblores y espasticidad

Se puede necesitar cirugía en algunos casos para:

Controlar el reflujo gastroesofágico

Cortar ciertos nervios de la médula espinal para ayudar con el dolor y la espasticidad

Colocar sondas de alimentación

¡Síguenos en Facebook y YouTube!

Aliviar contracturas articulares

La parálisis cerebral es un trastorno de por vida que puede requerir cuidado a largo plazo. El trastorno no afecta la expectativa de vida. La magnitud de la discapacidad varía. Muchos adultos pueden vivir en la comunidad, ya sea independientemente o con niveles diferentes de ayuda.

Posibles complicaciones

La parálisis cerebral puede llevar a las siguientes afecciones:

Adelgazamiento de los huesos (osteoporosis)

Le puede interesar: Vitaminas para tratar la parálisis de Bell

Oclusión intestinal

Dislocación de la cadera y artritis en la articulación de la cadera

Lesiones por caídas

Úlceras de decúbito

Contracturas en las articulaciones

Neumonía causada por asfixia

Desnutrición

Disminución en las destrezas de comunicación (algunas veces)

Disminución en la capacidad intelectual (algunas veces)

Escoliosis

Crisis epiléptica o convulsiones (en aproximadamente la mitad de las personas afectadas por la parálisis cerebral)

Estigmatización social

Súmate al canal de Telegram de Soy Vida para recibir noticias sobre Enfermedades

Síguenos en

En esta nota

Miriam Arvizu

Soy Licenciada en Psicopedagogía. Inicié mi carrera en el periodismo en El Debate Mazatlán como Correctora Editorial, donde mi principal función era revisar, analizar y reestructurar los textos antes de ser publicados en todos los productos que genera esta casa editora, posteriormente me desempeñé como editora de cierre en la parte impresa del periódico. A los pocos meses, di un gran salto en el área digital como reportera web, redactando notas de todo tipo, que iban desde la política, espectáculos, noticias nacionales e internacionales. Mi interés por seguir aprendiendo más me llevó a ser editora web de Debate y actualmente dirijo el portal Soy Vida, un medio de salud que nació en el 2020 y se especializa con respaldo científico en sus principales secciones: Diabetes, Hipertensión, Obesidad y Depresión.

Ver más

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber sobre salud y ciencia

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Más de Enfermedades

Síguenos