Enfermedades

Principales factores de riesgo de un derrame ocular

La gravedad de este padecimiento se puede determinar por el tipo de derrame que se presente y, sobre todo, por la preencia de padecimientos previos como la diabetes

Por Alberto Anaya

-

Existen dos tipos de derrame ocular, y la mayoría se pueden presentar de forma súbita. (pixabay)

El derrame ocular es un padecimiento que se presenta con más frecuencia de lo que usted podría pensar, y específicamente se trata de una rotura de los vasos sanguíneos que se encuentran debajo de la conjuntiva, conocida también como la membrana mucosa que cubre el globo ocular. La forma en que se expresa este padecimiento es con una mancha rojo en la zona blanca del ojo, o bien, con múltiples venas rojas.

De acuerdo con el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), el derrame ocular es una afección considerada no grave, pues no representa un factor de riesgo para la visión o para otras funciones del organismo. No obstante, este padecimiento puede provocar molestias pasajeras, incluso, puede generar angustia en algunas personas, sobre todo por el aspecto que toma el ojo.

¿Qué factores causan un derrame ocular?

Los especialistas del IMSS explican que un derrame ocular puede presentarse de manera repentina cuando usted realiza alguna actividad, sobre todo aquellas que implican un esfuerzo físico importante. Sin embargo, esta no es la única razón por la que puede presentarse dicho problema. Otros factores que detonan un derrame, son los siguientes:

Estornudo violento: la fuerza que se ejerce al estornudar puede romper los vasos sanguíneos de ambos ojos

Pujido

Cambios bruscos de temperatura: el calor suele dilatar las venas, mientras que el frío contrae los vasos sanguíneos y mejora la circulación. Cuando se presenta un cambio brusco, es normal que se resienta en este aspecto.

¿Ha sufrido de un derrame ocular ?

0%
No 0%

Movimiento que implique fuerza, como levantar objetos pesados

Tallarse los ojos de manera constante o fuerte

En algunos casos, los derrames oculares se presentan de manera gradual, ya que al principio aparece comezón, ardor o sensación de tener arena en los ojos. Un informe del IMSS clasifica este padecimiento en dos tipos:

Externos: estos casos son los más comunes y no se consideran de riesgo. Aparecen los síntomas mencionados anteriormente y se intensifica la mancha roja.

Súmate al canal de Telegram de Soy Vida para recibir noticias sobre Enfermedades

Interno: la principal característica de este derrame es que se presenta una visión baja, es decir, ls personas no pueden observar cosas o personas a simple vista, y generalmente se presenta en enfermos de diabetes. Como es de esperarse, cuando suceden estos casos es necesario recibir atención médica para que se identifique la causa y se dé el tratamiento adecuado.

¡Síguenos en Facebook y YouTube!

Contrario a los derrames oculares internos, las hemorragias subconjuntivales no necesitan de un tratamiento como tal, ya que desaparecen al paso de los días, generalmente entre 7 y 10 días. Esto se debe a que la sangre desaparece con el tiempo.

¿Quieres mantenerte informado? Síguenos en Google News y entérate de nuestras noticias más destacadas ¡Da clic aquí y dale clic a la estrella!  

En esta nota

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber sobre salud y ciencia

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Enfermedades