Enfermedades

Psoriasis: una enfermedad muy grave de la piel que puede padecer

La psoriasis es una enfermedad crónica no contagiosa que afecta primordialmente la piel, aunque también suele aparecer en uñas, articulaciones, ojos y en ciertas ocasiones involucra otros órganos

Por Flor Valenzuela

-

Psoriasis: una enfermedad muy grave de la piel que puede padecer (Pixabay)

La psoriasis es una enfermedad crónica no contagiosa que afecta primordialmente la piel, aunque también suele aparecer en uñas, articulaciones, ojos y en ciertas ocasiones involucra otros órganos.

Este padecimiento se presenta de distintas formas, dependiendo la herencia genética, aunque hay factores como el estrés, frío, obesidad, infecciones, traumatismos y herencia genética que pueden ocasionar su aparición.

Afecta a personas en rangos de 15 a 25 años y de 50 a 60 años principalmente. En niños se puede presentar como consecuencia de procesos infecciosos bacterianos de vías respiratorias altas.

Cabe señalar que la psoriasis incrementa el riesgo de eventos cardiovasculares, como puede ser el infarto agudo al miocardio.

Lee más: Formas sencillas de obtener vitamina D para mejorar la psoriasis

Se puede presentar a manera de enrojecimiento en todo el cuerpo, se observa en forma de escamas en piel y cuero cabelludo, que en ciertas ocasiones llega a ser confundida con caspa severa.

Existen algunos casos en donde la psoriasis puede provocar ámpulas, que comúnmente vienen asociadas a procesos infecciosos en el organismo.

Si se denota alguno de los síntomas anteriores, es recomendable acudir al médico, para que realice el diagnóstico oportuno con el apoyo de estudios complementarios de laboratorio o biopsia de piel.

¿Conoces a alguien que padezca esta afección?

Si 0%
No 0%

Síntomas de la psoriasis

  • Parches de piel rojiza cubiertos de escamas gruesas y plateadas
  • Pequeños puntos escamados (comúnmente vistos en niños)
  • Piel seca y agrietada que puede sangrar o picar
  • Picazón, ardor o irritación
  • Uñas engrosadas, picadas o acanaladas
  • Articulaciones inflamadas y rígidas

Las manchas de psoriasis pueden ir desde unos pocos puntos de escamas similares a la caspa hasta erupciones importantes que abarcan zonas grandes. Las áreas más comúnmente afectadas son la espalda lumbar, los codos, las rodillas, las piernas, las plantas de los pies, el cuero cabelludo, la cara y las palmas de las manos.

La mayoría de los tipos de psoriasis tiene ciclos, con brotes que duran semanas o meses y que luego disminuyen o incluso entran en remisión.

¡Síguenos en Facebooky YouTube!

Tipos de psoriasis

Psoriasis pustulosa. Esta forma excepcional de psoriasis causa lesiones claramente definidas y llenas de pus que se producen en parches generalizados (psoriasis pustular generalizada) o en áreas más pequeñas de las palmas de las manos o las plantas de los pies.

Psoriasis eritrodérmica. La psoriasis eritrodérmica, el tipo menos frecuente, puede abarcar todo el cuerpo con una erupción roja y con descamación, que puede provocar picazón o ardor intensos.

Artritis psoriásica. La artritis psoriásica provoca inflamación y dolor en las articulaciones, típicos de la artritis. A veces los síntomas de las articulaciones son el primer o único síntoma o signo de la psoriasis.

Súmate al canal de Telegram de Soy Vida para recibir noticias sobre Enfermedades

Psoriasis en placas. La psoriasis en placas es la forma más frecuente y produce parches secos, elevados y rojos en la piel (lesiones) cubiertos de escamas plateadas. Las placas pueden picar o ser sensibles, y puede haber pocas o muchas. Suelen aparecer en los codos, las rodillas, la espalda lumbar y el cuero cabelludo.

Psoriasis en las uñas. La psoriasis puede afectar las uñas de las manos y los pies, provocando picado, crecimiento anormal y cambios de color. Las uñas psoriásicas pueden aflojarse y separarse del lecho ungueal (onicólisis). Los casos graves pueden hacer que las uñas se astillen.

Lee más: Eccema o psoriasis: cuál es la diferencia

Psoriasis en gotas. Este tipo afecta principalmente a niños y adultos jóvenes. En general, se desencadena por una infección bacteriana, como la amigdalitis estreptocócica. Está marcada por pequeñas lesiones escamosas en forma de gota en el tronco, los brazos o las piernas.

Psoriasis inversa. Esto afecta principalmente a los pliegues de la piel de la ingle, los glúteos y los senos. La psoriasis inversa provoca parches suaves de piel roja que empeoran con la fricción y la sudoración. Las infecciones micóticas pueden desencadenar este tipo de psoriasis.

Síguenos en Google News y entérate de nuestras noticias más destacadas

En esta nota

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber sobre salud y ciencia

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Enfermedades